Electroacupuntura y fibromialgia, una combinación saludable y con resultados

La electroacupuntura intensifica los beneficios de la acupuntura tradicional, convirtiéndose en un tratamiento especialmente eficaz para los casos de fibromialgia, o dolor muscular prolongado.

acupuntura-fibromialgia

La electroacupuntura es un tratamiento eficaz en fibromialgia

La fibromialgia es una dolencia crónica que causa dolores musculares. Se caracteriza por una hipersensibilidad en puntos concretos del cuerpo, especialmente el área del cuello, la zona lumbar, tórax y muslos. La rigidez muscular irradia de una o varias de estas zonas, y el dolor provocado por esta tensión puede derivar en trastornos del sueño, fatiga constante, ansiedad e incluso depresión.

A diferencia de otras enfermedades musculares, la fibromialgia no es degenerativa ni causa daños permanentes, pero sí es una molestia debilitante que afecta a la vida cotidiana y que no tiene tratamiento específico en el marco de la medicina occidental.

La electroacupuntura como respuesta efectiva

Médicos y expertos de la salud han demostrado que al recurrir a la electroacupuntura para fibromialgia los pacientes presentan un alivio de los síntomas y una mejoría notable por su efecto relajante sobre las zonas afectadas.

Igual que la acupuntura, la electroacupuntura consiste en la inserción de agujas en puntos claves del cuerpo (en este caso evitando la cabeza, la garganta y la zona del corazón) para actuar directamente sobre el desequilibrio causante del dolor. Pero además, se conectan las agujas a un aparato de corriente de baja frecuencia que provoca un estímulo adicional, mantenido en sesiones cuya duración suele ser de entre 10 y 20 minutos, aunque puede variar según las necesidades específicas de cada paciente.

Aprovechando la estimulación más intensa de la electroacupuntura para tratar el dolor crónico, se consiguen resultados especialmente eficaces en estos trastornos musculares de larga duración al disminuir el tiempo necesario, e intensificar la exposición al tratamiento, potenciando los efectos que se hubiesen podido conseguir con una intervención únicamente manual.

Compartir en Facebook

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *